Importaciones de gasolina caen 25% en enero

| 5 febrero, 2019

Foto.: Pixabay.

Es importante porque: la baja de las importaciones ocurre en un momento en el que el gobierno combate el robo de combustible, lo que ha provocado desabasto.

Durante enero, las importaciones de gasolina de México promediaron 383,000 barriles por día (bpd), un 25% menos que el promedio de todo 2018 y hasta un 28% menos que en diciembre pasado, de acuerdo con datos de la firma Clipper Data.

Por su parte, las importaciones de destilados medios, que incluyen diésel y gasoil, promediaron 242,000 bpd en enero, un 13% más bajo que el promedio de 2018, indicó Amir Richani, analista de Clipper Data, en un artículo.

En 2018, las importaciones de gasolina y destilados fueron de un promedio de 788,000 barriles diarios, mientras que en enero fueron de 625,000 barriles.

Las disrupciones de suministro a través de los ductos provocaron también un congestionamiento en los puertos.

Fuente: Clipper Data.

En el mes pasado se registraron situaciones de desabasto en diversas partes del país, algo que el gobierno federal atribuyó a una estrategia contra el robo de combustible, que implicó los cierres intermitentes de ductos que eran perforados por los criminales y, para paliar la escasez, se utilizaron pipas para transportar gasolina.

El pasado 11 de enero, el Wall Street Journal publicó un artículo en el cual mostraba, según información de Clipper Data, que durante diciembre de 2018 y la primera semana de enero, México habría importado menos gasolina.

Tras la publicación, el presidente López Obrador dijo que la información era incorrecta y que el medio “no es serio”. Sin embargo, estadísticas de la Secretaría de Energía (Sener) confirmaron una caída en las importaciones de combustible.

México compra la mayor parte de la gasolina que consume a Estados Unidos y también compra crudo ligero para producir combustibles. López Obrador ha reiterado que una de sus políticas es disminuir la dependencia del energético proveniente de Estados Unidos y producir más al interior.

Tal vez te interese |  Proyecto de refinería Dos Bocas desatará crisis en finanzas públicas: IMCO

El gobierno federal espera que su estrategia contra el robo de combustible, perpetrado por criminales llamados coloquialmente “huachicoleros”, le traiga ahorros por 2,100 millones de dólares al año.

Para compensar los problemas de escasez, se transportará más combustible por camiones que ya fueron comprados por el gobierno. No obstante, la congestión en los puertos y la disminución de importaciones de gasolina vía marítima continuarán mientras persista la “guerra total” contra el robo de combustible, indicó Richani.

Las tomas clandestinas de gasolina dejaron pérdidas de alrededor de 60,000 millones de pesos (más de 3,000 millones de dólares). Este fenómeno creció en los últimos años debido a lo lucrativo del mercado negro de la gasolina, la complejidad para vigilar y atrapar a los criminales y la corrupción al interior de Pemex y de gobiernos locales.

Una toma clandestina provocó una explosión en el municipio de Tlahuelilpan, estado de Hidalgo, el pasado 18 de enero, y que ha dejado más de 120 muertos, muchos de los cuales recolectaban gasolina que brotaba del ducto.

 

Comentarios

Comments